Reseña: La lógica inexplicable de mi vida

Sinopsis:
Durante toda mi vida me sentí seguro de todo. Tengo al mejor papá que alguien podría pedir. Mi familia, de raíces mexicanas, siempre estuvo ahí. Samantha y Fito, mis mejores amigos, son simplemente eso: los mejores. Al menos para mí.
Pero hay algo que me perturba.
Y sé que todo está a punto de cambiar para siempre. Tal vez de eso se trate la vida, de cambiar, crecer, arriesgarnos. Pero necesito encontrarle una lógica, un sentido, antes de perderme en mí mismo.
¿Quién soy? ¿Por qué me siento así? Espero descubrirlo. Pronto.

Reseña:
Voy a comenzar por el principio. Por si todavía no leyeron Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo, les recomiendo que lo hagan. Este tipo, Benjamin Alire Sáenz, sabe de lo que escribe. Es como Levithan, un capo, y por ahora amé todo lo que leí de él ♥ En caso de que les interese la historia de Ari y Dante y todavía no la hayan leído, pueden leer mi reseña haciendo click aquí.

Ahora sí, vamos a meternos de lleno en este nuevo libro, esta vez publicado por VRYA (el anterior había llegado a la Argentina de la mano de Planeta). La inexplicable lógica de mi vida sí es un libro situado en la actualidad (a diferencia del anterior, que transcurre en el año 1987), y la diferencia es que la cosa pasa por otro lado acá. Si bien hay personajes gays, no son los principales y no es la temática ni la "problemática" principal. GENIAL. Me encanta cuando estos temas están como por un costadito, como algo súper normal en la vida cotidiana de alguien, y lo que te están queriendo contar es otra cosa. Me encanta que naturalicen eso, porque es como todos deberíamos tomarlo (idealmente), ¿no? El papá de Salvi es gay, y está todo bien.

¿Cuál es el "problema", entonces? ¿De qué trata la historia? Pufff... de muchas cosas. Comienzo por contarles un poco acerca de los personajes. Salvi y Sam son mejores amigos, y están en el último curso. Salvador es un chico tranquilo, callado, inteligente. Sam es todo lo opuesto, ella es muy extrovertida, está hablando todo el tiempo (muchas veces aunque no sepa realmente de lo que está hablando), es muy emocional, anda con un chico distinto cada semana, y pasa por "etapas" en las que todo se trata acerca de algo... Por ejemplo, una vez tuvo la etapa de los colibríes, y se la pasaba hablando sobre ellos y sus datos curiosos. También está Fito, un chico muy particular. Salvi es su amigo (uno de los únicos) e intenta ayudarlo, porque está en una situación terrible: su madre y sus hermanos se dedican casi exclusivamente a consumir drogas, mientras que él es un chico muy inteligente al que le cuesta demostrar sus capacidades, porque nadie espera nada de él.
Si bien al principio Sam prejuzga bastante a Fito, por el mismo motivo que los demás, de a poco van surgiendo oportunidades para demostrarse mutuamente la clase de persona que realmente son.

La historia de Salvador nos la vamos enterando de a poquito, a medida que él nos va contando los detalles. Es adoptado, y si bien él luce como el típico estadounidense caucásico, su familia adoptiva es de origen mexicano, y él se crio como si fuera un mexicano más (las costumbres, las comidas, las frases en español). Los problemas empiezan a surgir cuando Sal empieza a tener reacciones inusuales: cuando un compañero de la escuela se lo cruza por la calle y le dice "Tu papá es un marica", va y le da un golpe al chico. También reacciona mal cuando escucha que alguien usa en forma despectiva algún adjetivo para referirse a los mexicanos, o viceversa, cuando alguien no lo considera lo suficientemente mexicano y le dicen pinche gringo. Él no es así, violento. Y su padre claramente no aprueba su reacción, es un hombre muy pacífico y tranquilo, que piensa que todo se puede solucionar con palabras.

Lo miré a los ojos. Nos quedamos observándonos un largo instante. Me alegró no ver furia.
–Salvador –dijo entonces–, no está bien hacerles daño a los demás. Y de ningún modo está bien ir por ahí dándoles puñetazos en el rostro.
Cuando me llamaba Salvador, sabía que se trataba de un asunto serio.
–Lo sé, papá. Pero no sabes lo que dijo.
–No me importa lo que dijo. Nadie merece que lo agredan físicamente solo por haber dicho algo que no te agradaba.
Este libro está lleno de frases así, tan geniales. Vicente, el papá de Salvi, es muy genial. Y tanto él como la familia entera, adoran a Salvador (y es una familia muy numerosa, tiene muchos tíos). Otro personaje muy tierno, y súper importante en esta historia, es su abuela, la mamá de Vicente: Mima. Es una anciana muy especial, que además de adorar a sus hijos, adora a Salvi más que a nadie en el mundo. Su relación es preciosa, y también tiene frases como las de Vicente, que son para imprimir y poner en un cuadrito, y también para morir de risa en algunos casos.

–¿Te acuerdas del día que me enojé con Conrad Franco?
–Sí, me acuerdo. Me dijiste que lo odiabas.
–Y tú dijiste: "Ay, mijito, tú no odias a nadie". Y yo te dije "Sí, lo odio".
Se rio
–¿Te acuerdas de lo que me respondiste?
–Lo recuerdo –asintió–. Te dije que solo había dos cosas que hacía falta aprender la vida. Tenías que aprender a perdonar y tenías que aprender a ser feliz.
Soy feliz, Mima –le estaba mintiendo, pero no todas las mentiras son malas.
–Eso significa que has aprendido a perdonar.
–Es posible que no –no dije nada sobre las ganas que tenía de andar por ahí noqueando a la gente.
El problema se empieza a hacer mayor cuando Salvi se da cuenta de que está reaccionando a los golpes demasiado seguido ante situaciones que lo hacen enojar. Pero en todas esas situaciones el hilo conductor es el mismo: intenta defender a quienes quiere, aunque no de la forma en que debería. Odia que le pongan etiquetas a su papá, a los mexicanos en general, a su amigo Fito por todo lo que pasa, a Sam. Él quiere defender a todos, pero reacciona de mala manera, y esto está relacionado, entre otros motivos, con el hecho de que, como le sucede a casi todo chico adoptado, se empieza a preguntar por sus padres biológicos y todo lo que implica la adopción. ¿Por qué lo abandonaron? ¿Qué tiene de malo él? ¿Serán malos? ¿Será como ellos?

Como si todo esto fuera poco, comienzan a sucederse una serie de eventos en los que no es solo él, sino todos a su alrededor, encuentran que su mundo está al revés, porque alguna tragedia les cambia drásticamente el rumbo de sus vidas. Cada uno va a ir llevando la pérdida de distinta forma, y cada uno tendrá algo que aprender de los demás, y algo que enseñarles a los demás.

Con esta historia creo que Benjamin Alire Sáenz intenta mostrarnos no solo las problemáticas típicas de un adolescente (esa etapa en la que parece que todo está saliendo mal, que todo el mundo está en nuestra contra), sino también que es posible salir adelante ante cualquier situación si uno se lo propone, en especial si se deja rodear de gente que intenta ayudar a su manera, y si uno se abre a la posibilidad de relacionarse con los demás, compartir los problemas y estar acompañado en el dolor, lo que inevitablemente va a llevar a que, también, estén acompañados en los momentos de alegría.

La narración de este autor es siempre tan poética, tan linda. Tiene una forma particularmente hermosa de contar las cosas, de relatar un recuerdo, que hace que nos llegue a lo más profundo de nuestro ser. Les recomiendo fervientemente que lean este libro, porque no se van a arrepentir.

¿Ya habían leído Ari y Dante?
¿Les gusta este autor?

2 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Coincido completamente en que me encanta que se naturalicen las orientaciones sexuales, creo que es una buena forma de seguir luchando por la igualdad en todos los sentidos.
    La historia me llama mucho la atención, porque trata sobre cotidianidades y adolescencia; cosas de la vida misma. Lo que más me atrapó es cómo una persona sin quererlo, y por defender a las personas que quiere, puede cambiar tanto hasta el punto de ponerse violenta.
    Espero leerlo pronto, muchas gracias por la reseña :)
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, gracias por leer la reseña ^_^

      Me alegro que te haya llamado la atención y ojalá puedas leerlo pronto, es muy lindo ♥

      Saludos!

      Eliminar